"(…) aquel que besa una alegría en vuelo vive en la eternidad de la aurora". William Blake

EVARISTO, COPAS Y TINTO

EVARISTO, COPAS Y TINTO

En el panorama aparecen cuatro mesas y una barra de madera fina,

comanda la jornada un hombre de cabello rebelde y diestras manos,

el elixir placebo se viste con múltiples cristales

y labios de aromas diversos,

la ruta hacia e desagüe se cubre de luces

y cortinas vino tintas,

cada esquina es un templo del anonimato,

cada silla un patíbulo del veredicto del hado.

Las manos coquetean con sus coetáneas,

mientras danzan el rito de la corrupción etílica,

ascienden y se postran cual esclavas,

bajo el deseo de allanar fortalezas extranjeras.

Bocanadas de vapores humanos y pecados destilados,

llamaradas de orgías alcohólicas y roce de copas desconocidas.

Así muere la noche con cada tonada,

así deambula una voz sin eco,

segura de los fantasmas que rozan la ventana

pero faltan al atraco de la puerta.

Esteban Páramo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s