"Cause the sweetest kiss I ever got is the one I've never tasted"5S

Más reciente

IRON MAN transforms THE EIFFEL TOWER

LA INMORTALIDAD DE LA LECTURA

LA INMORTALIDAD DE LA LECTURA

 

DÍA DEL IDIOMA – ITC 2016

Escrito por:

Ronald Andrés Rojas López

Profesor de Lenguaje

 

Hoy conmemoramos cuatrocientos años posteriores a la partida de dos escritores eternos, de dos almas libres, de dos intelectuales capaces de cambiar la manera de entender el mundo y de plasmar, en páginas blancas, un nuevo prisma con el cual entendernos a nosotros mismos. Quizás, deberíamos recordar  a Miguel de Cervantes Saavedra por ser el creador de la primera novela moderna, por ser el autor del Quijote de la Mancha, obra fundacional de la lengua castellana, por ser el eje del Siglo de Oro español. Quizás, deberíamos recordar a  William Shakespeare por ser el máximo representante del arte dramático en tiempos renacentistas, por ser el núcleo del teatro Isabelino y la figura emblemática de las letras en lengua inglesa.

No obstante,  en esta celebración del día del idioma, celebramos la existencia de Cervantes y Shakespeare y su poder de creación y transformación de la realidad. Son sus obras una oportunidad para reconocer que nuestras diferencias son el tesoro para alcanzar la inmortalidad. Los caballeros andantes, las doncellas, los reyes, las brujas y los siempre enamorados, actores de sus obras, son una muestra de la posibilidad de ser protagonistas del destino, titiriteros del día a día, jurados de lo verdadero y lo absurdo y sombras de la vida rutinaria y pasajera.

Gracias a Cervantes conocemos la amistad verdadera, la verdad de las mentiras, las mentiras del poder, el poder del deseo, el deseo de la imaginación, la imaginación de lo bello, lo bello de soñar, el sueño de la gloria, la gloria del amor, el amor a la libertad, la libertad del pensamiento, el pensamiento y la aventura, la aventura de vivir, la vida y la locura, la locura del conocimiento, el conocimiento y la lectura, la lectura y la utopía, la utopía de estar vivos y caminar como vivos en este mundo lleno de molinos de viento y hazañas por conquistar.

Gracias a Shakespeare conocemos la receta perfecta del alma humana, cada una de las máscaras presentes en sus tragedias, comedias y poemas nos invitan a asumir que en nuestro ser habitan: criminales inocentes, dictadores democráticos, sabios ignorantes, caballeros desalmados, princesas sin corona, magos faltos de encanto, brujas angelicales, venganzas legítimas,  muertes llenas de vida, llantos repletos de alegría, amores descorazonados, negocios sin riqueza, viajes al fin del mundo que comienzan siempre, siempre en nuestra puerta.

Enfermedades relacionadas con desequilibrios de azúcar, ausencia de insulina, pulmones viejos y desesperados, combinados con un mundo falto de comprensión a sus obras, trasladaron a estos escritores al Olimpo de lo eterno. Sus lecturas son indelebles, como INDELEBLE es la SONRISA de la LECTORA que roba nuestro corazón e incita las hazañas en nuestra vida.

Leemos para abrir ventanas y escapar hacia el destino que no conocemos pero deseamos caminar. Gracias lectores  que juegan su vida entre la lucidez y la locura, delirantes, en esa búsqueda de trascender aquello que otros quieren que seamos.

INDELEBLE

INDELEBLE

Te voy a cantar,

con trazos en la piel,

este bello sentimiento,

Que despierta tu ser.

Dama de sonrisa imborrable,

Expongo a ti los motivos de la marca eterna que deja tu ser en mis sentimientos.

Declaro honestamente mi incapacidad para olvidar:

  1. Tu voz.
  2. Tus ojos.
  3. El congelamiento al tratar de sostener tu mirada.
  4. Tu entrega a los deberes.
  5. La endiablada sensualidad de verte leyendo en los corredores.
  6. Tu primera caricia de manos.
  7. El primer beso que roba mi sueño desde esa noche.
  8. El desvelo de tu conversación más allá de la media noche.
  9. Los ensueños de deseos pasados y los que nacen al compartir con vos.
  10. Esta fuerte energía que vive a diario conmigo gracias al deseo de vos y tu ser.

Esteban Páramo

MIL COLORES

MIL COLORES

Vine a este mundo en búsqueda de un deseo,

Conocí el vibrar de tus alas,

Las olas en tus besos,

El oasis en tu mirada,

El tesoro de tu cuerpo,

La magia de tu alma.

Mujer alada a quien suspiro en la mañana y añoro al anochecer,

Es tu inteligencia vendimia atrayente,

Son tus argumentos erotismo indeleble.

Cuánto diera por pasar de nuevo por tu orilla,

Siempre lectora,

Siempre viva.

Ensueño en cada momento la oscuridad del primer beso,

Experiencia criminal,

Relámpago perfecto,

Osadía tierna,

Juego quimérico.

Escribiré éste y muchos más versos en el lienzo de tu piel,

En la enciclopedia de tu memoria,

En la bitácora de tus deseos,

En los muros que protegen tus sentimientos.

Renací como caballero andante,

Enamorado del prisma bajo lluvia de sol y luna,

Hoy prometo cantar tu vuelo,

Hoy juro ser contigo,

Amantes de atardeceres eternos.

Esteban Páramo

Este loco juego -FERNANDO ARAÚJO VÉLEZ

Este loco juego de buscar en los detalles una explicación, una salvación y algo de magia, aún a sabiendas de que el diablo está en los detalles y se esconde detrás de una mirada, de una sonrisa, de un ir tomados de la mano por ahí o de un pequeño regalo.

Este loco juego de creer que hay un otro que nos llevará a la felicidad, y de abandonarnos, a la espera de que la vida nos bese en la boca, como cantaba Serrat. Este loco juego de considerar que las canciones son una verdad, y que los libros son otra verdad, y que las noticias nos cuentan lo que ocurrió, y que las películas son la realidad, y de ignorar lo que escribía Anaïs Nin, No vemos las cosas tal cual son, las vemos tal cual somos.

Este loco juego de querer aferrarnos a algo, ignorando que somos y estamos solos y jamás podremos aprehender a nadie ni a nada. Este loco juego de estar locos, de imaginarnos en las páginas de un libro y ser por algunos minutos ese personaje de Sändor Marai, por ejemplo, que se creía capaz de desentrañar a alguien por un beso, o de ser el taciturno protagonista de un filme que al final descubría que todo gran proyecto se iniciaba con un primer paso. Este loco juego de escribir, convencidos de que estamos inventando las palabras y de que con esas palabras inventamos la vida y creamos personas que en algún momento saldrán a caminar.

Este loco y estúpido juego de no querer aceptarnos en nuestra vanidad, en nuestra envidia, en nuestra mezquindad, y de pretender convencernos de que no odiamos. Este absurdo juego de etiquetar como escéptico a Emil Ciorán porque escribió El paraíso es la ausencia del hombre, y como amargado a Ernesto Sábato porque dijo ¿Qué se puede hacer en ochenta años? Probablemente, empezar a darse cuenta de cómo habría que vivir y cuáles son las tres o cuatro cosas que valen la pena. Esta pedante costumbre de catalogar a los autores como mejores y peores, como juveniles o mayores o sabios, eliminando de todo juicio la posibilidad de que abran para alguien una puerta, y desechando la certeza de que todos, a su manera, escriben y han escrito para jugar a ser otros.

Este loco juego de creer, muy a pesar de las evidencias que nos dicen que no hay nada más allá, ni paraísos ni salvaciones ni milagros, y de sepultar la voluntad, que es el único juego sensato que nos queda.

  • Fernando Araújo Vélez | Elespectador.com

ARCOIRIS NOCTURNO

ARCOIRIS NOCTURNO

Hoy como siempre nuestro recuerdo camina la noche,

Son los colores de tu voz,

Son las miradas que tatuaron nuestra piel.

Hasta el silencio tiene el poder de nombrarnos,

Al parecer ni cronos ni gea han vencido a la memoria,

Remembranzas de nuestra magia compartida.

Esa tonada canta tu nombre,

Tu sabes que nos pertenece.

Esteban Páramo

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 165 seguidores